Periodismo y teatro en Guadalajara

 


 
ESTE MES
 

“Todas las instituciones tienen que voltear a ver a la primera infancia”

 

 
Datos
 

Fecha: ,
 


Atención

Susana Romo es la mamá más activa detrás del Fitpa: su interés en las primeras infancias va más allá del teatro para bebés, igual que este festival tapatío de aspiraciones internacionales.

0
Posted Junio 24, 2016 by

 
Lee
 
 

La actriz y directora Susana Romo forma parte del grupo A la Deriva Teatro, organizador del primer festival de teatro para bebés que se efectúe en México: el Fitpa. Su interés en el tema procede de varias experiencias: el trabajo que A la Deriva ha hecho por años en el teatro para niños y adolescentes, reflejado en montajes como el longevo Hazme un hijo, pero también el encuentro, como profesionales de las artes escénicas, con públicos, foros, instituciones, autoridades y, por supuesto, artistas que por años han omitido la necesidad de considerar a los bebés como mexicanos con derechos. Por ejemplo, con derecho a la cultura.

Mamá ella misma dos veces —su hija más joven tiene dos años—, Romo asegura que la relevancia del teatro para bebés va mucho más allá de la sofisticación y el atractivo que implica desarrollar espectáculos para este público: sirve para evidenciar la necesidad de políticas públicas más claras para esos ciudadanos..

En la rueda de prensa en que presentó el Fitpa este 16 de junio, ante los funcionarios titulares de las áreas de Vinculación en la Secretaría de Cultura Jalisco y en Cultura UDG, artista y empleados públicos hicieron énfasis en la aceptación de ese pendiente, expresado en síntomas tan concretos como que la empresa Ticketmaster debiera modificar su estructura de venta para generar boletos a papás con bebés, o tan retadores como la necesidad de las dependencias públicas de adoptar nuevas políticas incluyentes y sensibles a esos públicos: los foros convencionales, desde el lujoso Teatro Degollado a la sencilla Ágora del Exconvento del Carmen, no aceptan asistentes menores de tres años de edad, principalmente por razones de seguridad, pero también porque no están listos para recibir espectáculos —en caso de que los hubiera— dedicados a este público. Desde allí al tema de si un papá con carriola, o que viaje en auto, o que llegue en camión, puede presentarse cómodamente al Teatro Alarife o el Auditorio Telmex a ver una obra para bebés, hay un largo trecho.

El Fitpa está orientado, dice en ese sentido Susana Romo, no sólo a ofrecer ejemplos de cómo se hace el teatro para bebés, sino a interrogar el modo en que entendemos a los bebés como sujetos de derecho a la cultura, y si los lugares en donde vivimos están preparados para atenderlos como públicos.

En entrevistas que ha concedido a ÁgoraGDL para hablar del tema, Romo ha insistido en términos como los cuatro que, en esta entrevista, le fueron propuestos para hablar en torno al Fitpa.

 

REDES

ÁgoraGDL: Ustedes hacen énfasis en construir vínculos, entre mamás, entre estudiantes, entre teatreros, entre creadores de diferentes partes del mundo. ¿Cuán importante es impulsar estos vínculos para hacer posible un Fitpa en Guadalajara?

Susana Romo: Para mí y para A la Deriva no hay otro modo de funcionar, no sólo en las artes escénicas, sino en la vida. El proceso que hemos llevado históricamente en el grupo nos ha demostrado que no hay otra forma de hacerlo, que es imposible, y que necesitamos la ayuda de los demás para reaprender, para pensarnos. Las redes son fundamentales, no creo que exista otra manera de funcionar del teatro: creo que es la esencia del hecho escénico, la posibilidad del encuentro con el otro y de, juntos, generar algo positivo y luminoso. Pero lo creo así en la vida: yo sola no puedo. La maternidad me ha enseñado que no se puede ejercer a plenitud si no tienes a otras mujeres a tu lado ayudándote en tu proceso como madre. Y creo que así como ciudadanos: no podemos ser ciudadanos completos si no entendemos que necesitamos del otro para poder serlo. Hay redes que uno provoca, como ésta del Festival, una red  de encuentro con otros creadores escénicos, con mamás, con bebés, pero luego hay redes que también se provocan de manera natural.

ÁgoraGDL: Uno tiende a suponer que una actividad artística es importante o trascendente si se logran acuerdos sonoros como “vamos a tener un grupo italiano”, “viene un grupo español”..

Susana Romo: Sí es verdad que ellos llevan un camino más recorrido, pero eso no es lo importante; lo importante es que son grupos, en los dos casos, que son capaces de generar encuentro. Muy difícilmente podríamos generarlo con un grupo europeo increíble, de vanguardia, si no le interesa compartir. Tanto La Baracca como Teatro Paraíso están preocupados todo el tiempo por ser incluyentes y generar diálogo. Mira: Teatro Paraíso viene a partir de que ellos viajan a la Ciudad de México y convocan a los grupos artísticos que nos dedicamos al teatro para niños a una reunión para compartirnos cómo es que ellos tienen una asociación en España y cómo funcionan los festivales para que los mexicanos estemos presentes allá. Ellos consiguen presupuesto para venir porque quieren estar acá, para compartir, para encontrarnos. Lo importante es que todos los grupos que vamos a estar en el festival somos grupos interesados en red, en compartir.

 

DERECHOS

ÁgoraGDL: En torno a Fitpa ustedes hablan mucho de los derechos de los bebés y de las mamás. En el festival hay una respuesta inicial de Cultura UDG y Cultura Jalisco: ¿a qué otras instituciones hay que llevar esa noción de que los niños más pequeños tienen derechos?

Susana Romo: Salud, Educación, todas las instituciones que ofrecen políticas públicas, para los ciudadanos, porque los niños en esa edad son ciudadanos, como todos los demás. Todas las instituciones que de alguna manera tengan contacto con los ciudadanos: Parques y Jardines, la oficina de gobierno que planea la ciudad, las calles: todos tienen que voltear a ver a la primera infancia; los cafés, los restaurantes, los cines, las casas, los arquitectos… Me parece que es una cuestión integral, no veo ninguna institución que no tuviera que voltear para acá.

 

ESPECTÁCULOS

Imagen tomada del Facebook del Fitpa.

Imagen tomada del Facebook del Fitpa.

 

ÁgoraGDL: Cuando a los espectadores nos invitan a un festival nos parece muy importante cuál es la calidad de los espectáculos pero también qué cantidad hay, cuán fácil es comprar un boleto. ¿Qué te gustaría ver el año próximo: que hay un segundo Fitpa o que hay más espectáculos para bebés en este periodo?

Susana Romo: Seguramente los habrá. Algo que yo siempre he pedido, no porque yo tenga poder de decisión, pero que sí es una forma de pedir a mis colegas que trabajan para niños y adolescentes, es que nos responsabilicemos de los procesos creativos y que seamos capaces de responder a los intereses y necesidades de los espectadores de manera profesional. Sí, que haya más, por supuesto; yo decía ahorita: cómo es posible que en una ciudad como Guadalajara, en un estadio como Jalisco, haya sólo un espectáculo para bebés; tendría que haber más, de música, de teatro, de muchas cosas, pero siempre y cuando se hagan con el cuidado y la responsabilidad que implican. Sí me gustaría que el Fitpa creciera y se repitiera, no sé cómo porque es la primera vez que lo hago. Hay que ver cómo las instituciones leen lo que pasa en el festival. Pero lo que más me gustaría es que todos estuviéramos hablando de los niños en esa edad; lo que a mí más me gustaría es que yo viera en los municipios, en las oficinas de gobierno, proyectos o mesas donde se hable sobre esta edad. En este momento de mi vida, yo entiendo el teatro como un vehículo, como un camino hacia la posibilidad de mejorar la calidad de vida y de tener más esperanzas en este país, de vivir sin tanta desolación.

 

PROFESIONALIZACIÓN

Taller de teatro para niños durante el ENTE 2016 de Guadalajara. Fotografía Oz Jiménez/Facebook ENTE.

Taller de teatro para niños durante el ENTE 2016 de Guadalajara. Fotografía Oz Jiménez/Facebook ENTE.

ÁgoraGDL: ¿Cuál es el camino para los artistas que se interesen en hacer teatro para bebés de aquí en adelante?

Susana Romo: Comprometerse: estudiar, investigar. También creo que alguna vez lo dije sobre el teatro para niños: acercarse. Para mí, José y Adrián (los integrantes de Teatro Al Vacío), que son menores en edad, son mis maestros, porque yo veo cómo han construido todo un discurso escénico, y a través de su palabra, lo que escriben… yo intento acercarme a personas que sé que pueden confrontarme, porque no es que tenemos que estar de acuerdo en todo, pero que puedan enriquecer mi visión sobre el teatro. Para mí eso es fundamental: no renunciar a los maestros; nunca terminas de aprender en esto. Creer que ya eres bien chido porque tienes veinte años haciendo teatro, pues no; siempre hay visiones que te refrescan y te acompañan. El acercamiento con los maestros siempre ha sido fundamental para mí. Investigar: generar espacios de investigación para tener referentes bibliográficos, acercarnos a otras áreas, a científicos, investigadores, pedagogos, educadores. Acercarnos: no es que ellos dicten cómo debe ser la escena, pero nos tenemos que acercar porque ellos llevan investigaciones en otro sentido, con otro tipo de búsquedas que nos pueden servir.

 

QUÉ ES LO QUE MÁS TE GUSTA DEL FITPA

Susana Romo, durante la rueda de prensa para anunciar el Fitpa 2016. Fotografía: cortesía Fitpa.

Susana Romo, durante la rueda de prensa para anunciar el Fitpa 2016. Fotografía: cortesía Fitpa.

Susana Romo: ¿Lo que más me gusta? Tengo muchas mariposas en la panza todo el tiempo porque me emociona encontrarme con los bebés y con los papás y con la gente que viene, los grupos, porque estamos superemocionados, como si fuéramos a ir a una fiesta. Me gusta todo y el equipo está bien padre.


Iván González Vega

 
Periodista en Guadalajara, México. Estudiante de actuación. Profesor de ciencias de la comunicación y periodismo.


0 Comments



Be the first to comment!


Leave a Response


(required)


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.